06
diciembre

¿Es rentable (económica y socialmente) el aeropuerto de Granada?

Desayunaba el otro día leyendo la noticia de que 200 polacos vendrán cada semana a esquiar a Sierra Nevada, pero no haciendo su entrada por el aeropuerto de Granada, que sería lo lógico en este caso, sino por el de Málaga.

La compañía implicada, que al parecer tuvo un desencuentro con el aeródromo granadino, ha preferido aterrizar en Málaga antes de hacerlo en el aeropuerto más cercano a la estación de esquí. Acostumbrado a ese estado de permanente autoagresión que Granada tiene con sus infraestructuras, no me extrañó nada la noticia, otra más de las muchas que parecen encaminadas a sepultar su viabilidad.

La información iba acompañada del eslogan que la compañía había elegido para su lanzamiento… ‘Málaga, sol y nieve’. Siempre se ha dicho que si la Alhambra y la Sierra tuvieran ruedas ya estarían en Málaga o Sevilla, y que si continúan aquí es más bien por la imposibilidad física de su traslado, más que por la acertada pericia de los gestores encargados de las infraestructuras. Desconozco si tras este último fiasco el aeropuerto de la Costa del Sol pasará a llamarse definitivamente Pablo Ruiz Picasso – Federico García Lorca – Málaga – Granada – Jaén, pero no descarten que suceda en un futuro no muy lejano.

Lo cierto es que la noticia me dio que pensar. En medio de la fiebre aeroportuaria existente, con cada vez más aeropuertos sin aviones, reflexionaba sobre la conveniencia o no de mantener aeropuertos ‘casi’ sin aviones, la cara más amable del fenómeno.

El debate se centra no solo en la rentabilidad económica, sino en la rentabilidad social del proyecto. El aeropuerto existe, está ahí desde hace muchos años, se le han hecho reformas, pero no parece que exista una voluntad decidida de convertirlo en una puerta de entrada del turismo.

Salpicado por multitud de polémicas, especialmente las relacionadas con la ruptura de los convenios que subvencionaban la llegada de determinadas compañías aéreas a Granada, y el desencuentro de políticos de distinto signo en torno a la conveniencia o no de mantener este tipo de ayudas, Granada no ha conseguido convertirse en un referente aeroportuario. Por eso sentí la curiosidad de profundizar en los datos que rodean al Aeropuerto de Granada.

Las cuentas del aeropuerto no salen…

Analizando la cuenta de resultados que presenta AENA sobre los aeropuertos españoles, los números del aeropuerto granadino no salen muy favorecidos…

El aeropuerto de Granada presenta unas cuentas muy deficitarias, como la gran mayoría…

En 2012 presentó un resultado negativo después de impuestos de  -7,86  millones de euros. Esto lo sitúa en el puesto número 32 de los 49 que presentaron cuentas. Pero el panorama nacional no es mucho mejor. Solo ocho aeropuertos presentaron saldos positivos tras liquidar impuestos aunque Granada exhibió peores resultados en esta variable que muchas instalaciones aeroportuarias de ciudades similares, mejorando solo los registros de Almería, Zaragoza, Pamplona, Reus, Vigo o Jerez.

Si nos ceñimos al EBITDA (el beneficio bruto de explotación calculado antes de la deducibilidad de los gastos financieros), el Federico García Lorca es el décimo quinto menos rentable de España, teniendo en cuenta que lo mejoran en este apartado Almería, en Andalucía, aunque no Jerez.

En esta variable, la alta productividad de Málaga (el cuarto de España que ofrece mejores resultados) y Sevilla (el decimocuarto mejor situado en 2012) son una competencia muy fuerte y demasiado cercana geográficamente para poder ser una alternativa comercial.



 

Sin embargo, y con respecto a la deuda acumulada, el granadino es el que tiene una mejor situación económica, si bien la cuenta de resultados de 2012 no ofrece datos sobre la deuda de Sevilla. Sin contar el helipuerto de Algeciras, Granada tiene una deuda de 94,28 millones de euros, sensiblemente inferior a la de Almería y Jerez, que superan los 126 y los 142 millones de euros, por no hablar de Málaga, cuya instalación soporta una deuda de 963,72 millones de euros.

¿Es rentable el aeropuerto granadino en términos económicos? Desde luego, y a la vista de las cifras comparadas, no es peor que el de otras ciudades similares en población, e incluso mayores. Pero no es menos cierto que su comportamiento financiero ha ido empeorando con el paso del tiempo, deteriorando una situación que ya era deficitaria, incluso en los años que soportaba más operaciones.

El FGL – Granada ha duplicado sus pérdidas y reducido sus ingresos en un tercio, en los últimos cuatro años

Desde 2009 ha incrementado su deuda en más de 20 millones de euros, casi ha duplicado sus pérdidas, y ha reducido sus ingresos en un tercio de los que tenía hace cuatro años. En este sentido, no se puede decir que la explotación sea sostenible desde un punto de vista económico, ni mucho menos, si bien es necesario insistir en que muy pocos aeropuertos en España ofrecen una cuentas saneadas y rentables desde un punto de vista financiero.

Baste decir que AENA presenta un saldo positivo de 1.050 millones de euros en el EBITDA en 2012, aunque arroja unas pérdidas después de impuestos superiores a los 70 millones de euros, en parte provocadas por el comportamiento financiero de los aeropuertos que no están en el ‘top ten’ de la explotación aeroportuaria.



 

¿Es rentable socialmente el aeropuerto de Granada?

Este es un factor difícil de valorar. AENA tiene cuarenta y nueve aeropuertos en un territorio dividido en 52 provincias, lo cual no parece ser muy sostenible. El turismo en España es un sector estratégico y necesita de infraestructuras adecuadas para conseguir su objetivo de excelencia. Pero no cabe duda de que poner a funcionar aeropuertos no es algo comparable a inaugurar rotondas o pantanos, y su puesta en marcha debe atender a criterios sociales contrastados, en el caso de que económicamente no sea justificable.

Pueden existir razonamientos técnicos que justifiquen la puesta en marcha de determinados aeródromos no rentables, sin duda, pero se hace poco comprensible que más de 40 de los existentes actualmente sean deficitarios en términos más o menos generales.

Granada siempre ha exhibido el argumento reivindicativo de la Alhambra y de Sierra Nevada ante los rumores de cierre del aeropuerto. Pero ahora que Málaga ofrece sol y nieve… la cosa podría estar cambiando. Y no parece que sea por una cuestión de costes… Según las tarifas de AENA, los servicios aeroportuarios son más baratos para las compañías en Granada que en Málaga, por los que el desencuentro de la compañía en la noticia de la que les hablaba al principio no parece que pueda ser económico. Y nadie explica por qué determinadas compañías prefieren aún así volar a Málaga, cuando en otros casos ofrecen los aeropuertos de Santander para ir a Bilbao o el de Gerona para ir a Barcelona, por poner dos ejemplos.

Granada ha reducido sus viajeros aéreos un 40% en solo tres años

En todo caso, es incontestable que los números no favorecen a Granada, y no me refiero solo a las cargas financieras. El FGL – Granada pierde en 2012 un 13,4% de viajeros y un 16,5% en operaciones con respecto al año anterior, lo que ponderadamente lo sitúa como el aeropuerto de Andalucía con mayor retroceso en estos parámetros.

Sólo Almería perdió proporcionalmente más viajeros, pero aún así sus cifras fueron mayores en términos absolutos. Y  llueve sobre mojado, ya que en 2011 perdía otro 10% de pasajeros sobre el año anterior y en 2010 un 17,6% sobre 2009. En total, desde 2009 hasta 2012, y en solo tres años, Granada ha reducido sus viajeros aéreos en un 40%, superando con creces la media nacional. Pero no pensemos en el aeropuerto solo como puerta de entrada de visitantes y turistas. Por poner un ejemplo, la reducción de viajeros con destino Madrid o Barcelona se redujo en casi un 15% entre 2011 y 2012, lo que permite adivinar que el avión no solo ha experimentado un descenso en su uso turístico, sino que tampoco gana adeptos en el uso comercial.



 

La lucha por la supervivencia de una infraestructura beneficiosa para la ciudad

Las cifras no son muy esperanzadoras para exigir el mantenimiento de una infraestructura sobrevalorada e infrautilizada. Sin embargo pocos sectores muestran una postura contraria a su mantenimiento, sabedores de que el cierre del aeropuerto condenaría a Granada a un retraso mayor aún del que adolece en materia de comunicaciones. ¿Hay soluciones a este problema? Seguramente, pero en todo caso no parece que lo que exista sea mucha voluntad de entendimiento entre los distintos agentes implicados. La Cámara de Comercio ya intentó sostener un acuerdo que se cayó en marzo de 2010 ante la falta de financiación de distintos sectores interesados.

Sobre la base de que altera la competencia, distintas administraciones públicas han mostrado su rechazo a continuar financiando este tipo de programas de ayuda cuyo coste, en algunos estudios, se estima en 60 céntimos por pasajero. Sin embargo, y a pesar de las distintas visiones, tampoco parece claro que la sostenibilidad de los aeropuertos encuentre en esta fórmula de financiación la panacea para la supervivencia.

Andalucía es la comunidad autónoma que menos subvenciones ha concedido a las aerolíneas

De los datos extraídos del informe de la Comisión Nacional de la Competencia sobre las ayudas concedidas por las autonomías, y los resultados de operaciones y viajeros en distintos aeropuertos, no parece que inversiones como las realizadas por Aragón (más de 34 millones de euros), Castilla y León (84 millones de euros), Galicia (más de 22 millones de euros) o Valencia (en torno a los 16 millones) hayan mejorado su posición en el panorama aeroportuario. Muy lejos de esta cifras queda Andalucía con una exigua aportación, comparada con las anteriores, de 198.000 euros en el periodo comprendido entre 2007 y 2011.

El futuro de los aeropuertos con pocos aviones

La dudosa rentabilidad de algunos aeropuertos permite adivinar, sin ser un experto en la materia, que se necesita una reestructuración del sector. Que Granada sea una de las damnificadas está todavía por ver. Desde luego, y a la vista de las cifras, tendrá que pelear mucho para que sigan llegando aviones en su pista de aterrizaje. Y sobre todo, volver a apropiarse de argumentos como el de ‘sol y nieve’, que no es poco.

Incho Cordero
Avatar de Incho Cordero

Incho Cordero, apasionado del periodismo de datos, al que recurro para contar historias, más allá de los fríos números y las tristes cifras. Buscando una salida a tantos datos que muchas veces no dicen nada, o tienen demasiadas interpretaciones y a las estadísticas que confunden, cuentan realidades parciales y sesgan la percepción de la realidad que nos rodea.

Comentarios en este artículo

  1. […] Incho Cordero en su blog ‘Granada en datos‘, alojado en GranadaiMedia, analiza la rentabilidad económica y social del aeropuerto de Granada, un informe detallado a partir de los datos que ofrece AENA. No os perdáis sus conclusiones porque […]

    Granada despierta con un aeropuerto con menos viajeros | Granada despierta
  2. […] Desayunaba el otro día leyendo la noticia de que 200 polacos vendrán cada semana a esquiar a Sierra Nevada, pero no haciendo su entrada por el aeropuerto de Granada, que sería lo lógico en este caso, sino por el de Málaga. La compañía implicada, que al parecer tuvo un desencuentro con el aeródromo granadino, ha […] via Granada en datos http://granadaendatos.granadaimedia.com/2013/12/06/es-rentable-economica-y-socialmente-el-aeropuerto… […]

    ¿Es rentable (económica y socialmente) el aeropuerto de Granada? #Granada « Timocracia Granada
  3. Lo ideal sería cerrar el aeropuerto de Granada y abrir una línea de tren rápida y directa con el aeropuerto de Málaga, con facturación en origen.

    Pablo
  4. Buena idea, con el debido respeto…¿Hacemos lo mismo con el puerto de Motril, o con el resto de infraestructuras de Granada?

    Rodrigo
  5. Yo creo que lo ideal, Pablo, sería que te marcharas directamente tú a Málaga y que sembraras desde allí el mundo de ideas empresariales.

    Fernando
  6. Lo ideal sería, en contestación a Pablo, no tener equipo de futbol, total siempre gana el Madrid y el Barcelona…
    Creo que la lectura es, Málaga nos tiene a nosotros a 150Km y tenemos que quitarle todos los vuelos posibles, repartir en definitiva los pasajeros (pasajeros que vienen a Granada, a sus monumentos, hoteles, restaurantes,…) y seguro que las pérdidas se acabarían.
    Algo que no se ha tomado en cuenta en el estudio es el hecho de que en los ultimos años se han realizado inversiones muy fuertes en el aeropuerto gastos que se unen a la perdida de pasajeros.
    Lo que se necesita es Gestores Públicos que sepan hacer su trabajo, que vendan la ciudad, sus encantos y su aeropuerto… y ya de camino que se acabe la A7 que se potencie el puerto de Motril y que ponga en valor la costa granadina que no tiene porque envidiar a la malagueña.

    Benjamin
  7. En Sierra Nevada estamos ya acostumbrados a este tipo de “descentralización” que sufrimos a favor de Sevilla y en perjuicio de la comarca desde tiempos inmemoriables.
    La ampliación del aeropuerto de Granada para los mundiales de esquí del 95 que a la postre fueron en el 96 fue insuficiente, como ya comentamos desde el sector turístico granadino

    empresario turistico granada sierra nevada
  8. A ver, no se trata de fastidiar a Granada, se trata simplemente de compartir una infraestructura de forma eficiente, para que todos nos beneficiemos.

    Es muy fácil decir “quitarle todos los vuelos posibles”, cuando ni siquiera sabemos si eso es posible.

    Un ejemplo, para volar en Kyoto, hay que ir al aeropuerto de Kansay, que está a 100 Km. El de Málaga está a 130 (por carretera)

    Según vosotros, ¿hay que poner un aeropuerto en cada ciudad de España?

    Sobre lo del Granada CF, eso es una empresa privada, que hagan lo que les de la gana.

    Pablo
  9. Buenos días Pablo:

    Soy el experto en estadística nacional que tiene la prestigiosa revista, decana del sector de la aviación, Avión Revue, y buscando noticias sobre el aeropuerto de Granada me he tropezada con tu artículo que sinceramente me ha sorprendido porque si puedo entender la polémica sobre la existencia de aeropuertos pequeños o aeropuertos con sorprendentes trayectorias, como Castellón, no entiendo como se puede ni siquiera sugerir el cierre de un aeropuerto como Granada, con el volumen de pasajeros que tiene. Demuestras muy poco conocimiento del sector porque si se cerrara Granada se tendrían que cerrar más de la mitad de los aeropuertos europeos y probablemente, siguiendo tu criterio, también Madrid-Barajas. Te aconsejaría, y espero que no te ofendas, porque como comprenderás no tengo nada personal contra ti ya que no te conozco, que no inicies polémicas sin sentido que solo pueden perjudicar a la ciudad de Granada y en nada le benifician.

    Un cordial saludo.

    José Manuel Pérez
  10. Me parece una vergüenza que no podamos hacer uso de nuestro aeropuerto y poder volar sin tener que pasar por Málaga o Sevilla, pero aún peor que vengan a esquiar y terminen en otra ciudad. No merecemos que nos anulen teniendo dos valores como la Alhambra y Sierra Nevada. ¿No tenemos derecho?.

    Maria Teresa
  11. Pablo, sí se trata de fastidiar a alguien, los turistas llegan a Sierra Nevada dormidos y bajan dormidos, no ven granada. Sierra Nevada NO ESTÁ EN MÁLAGA. También se puede caminar por esta maravillosa ciudad. Supongo que no eres de aquí.

    Maria Teresa
  12. Hola José Manuel:

    “se tendrían que cerrar … también Madrid-Barajas”: Estás comparando el número de vuelos, destinos y pasajeros de Granada y Madrid?? No creo que se parezcan los más mínimo.

    Me hubiese gustado que hubieses acompañado tu comentario de algún comentario que lo justificase.

    Saludos.

    Pablo
  13. Hola María Teresa,

    Soy de Granada. Desde el aeropuerto de Granada no tengo opciones a ir a casi ningún sitio de manera rápida y económica. Desde Málaga si. Y dudo que sea posible/viable tener dos aeropuertos iguales en pasajeros, destinos y vuelos a tan poca distancia.

    Lo de llegar dormido no lo he entendido muy bien.

    Saludos

    Pablo
  14. No puedo estar más de acuerdo con el artículo y con Pablo. Se supone que la planificación de las infraestructuras PÚBLICAS han de ser accesibles al público en general. Lo de poner aeropuertos en todos lados es el clásico de “quién la tiene más grande”. Sería muy necesario evaluar los beneficios de tener una serie de aeropuertos muy eficientes y conectarlos perfectamente con trenes. Por cierto, también soy de Granada, hace años que dejé de volar desde aquí, el precio de las tarifas no es asumible por la gente con pocos recursos.

    Esteban
  15. Vivo en Jaén. Suelo viajar mucho y es una lata, fastidio y dinero, tener que ir a Málaga cada vez que voy a ver a mi hija a Birmingham, o EE.UU donde vivia antes. Tardo mas en el recorrido Jaen-Málaga que Málaga-Birmingham, ya que tengo que compaginar horas de Bus.Por favor que no cierren este aeropuerto, que le den mas vuelos. ¡¡Claro que tiene menos vuelos¡¡a penas puedes ir a algun sitio y a la fuerza tienes que pasar por Málaga

    M.Paz
  16. […] les hice una radiografía del aeropuerto, infraestructura básica de la provincia, y tiempo habrá de hacerla de las carreteras y vías férreas. Pero en estos días, con el […]

    Un puerto que llama a la puerta de la economía granadina | Granada en datos
  17. Un aeropuerto es una infraestructura compleja, cara de realizar y cara de mantener, añadido a ésto además que muchos de ellos no se encuentran en la mejor ubicación posible, los que se hicieron hace años por los cambios surgidos a gran velocidad en los criterios de operación de entre otros las compañías aéreas. Hace años un aeropuerto era considerado una instalación con connotaciones militares, de ahí a ser casi servicio público, y nadie cuestionaba conceptos como viabilidad o rentabilidad, inversión, amortización, etc. Hoy, en puertas de ser una instalación gestionada con conceptos empresariales y en parte privatizable, está claro que solo sobrevivirán aeródromos atractivos a los inversores. La historia del aeropuerto de Granada ha estado lastrada en parte por su proximidad a Màlaga, mucho más atractivo por infraestructura, servicios y por que no decirlo, con más cultura de facilitación de servicio a compañias aéreas. Una instalación como Granada que se ha movido entre los 300 mil pax de los 80/90, picos de 1.400 mil en sus mejores épocas y los poco más de 700mil actuales, un horario de operación con bastantes limitaciones y baja flexibilidad, y una cultura de subvencióna a compañias de bajo coste para mantener un tráfico poco rentable, ha adolecido siempre de una implicación de la sociedad, empresariado e instituciones, que hayan sabido hacer un compendio de medidas tendentes a hacer atractivo y rentable el aeropuerto. Baste decir una anécdota que puede ilustrar el lastre de ésta infraestructura, el campeonato de la Sierra. recuerdan…corria el 95,aplazado al 96, pues de toda la parafernalia y personas que allí se moviero , absolutamente todo el tráfico aéreo adicional que de ello se generó,operó desde Málaga, excepción hecha de un vuelo con personal técnico que lo hizo aquí. Solo algo para terminar, o las medidas que se toman son novedosas y con claro criterio de rentabilizar, o el letargo de años del aeródromo granadino sucumbirá a los nuevos criterios en que imperan los balances.

    Juan

¡Danos tu opinión!

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *